Páginas vistas en total

domingo, 27 de agosto de 2017

Bizcocho Doble Chocolate O Double Chocolate Bundt Cake


Seguro que estáis salivando al ver este maravillosos bizcocho. Estaréis pensando que qué narices hago con el horno encendido en pleno agosto y no os falta razón.

Yo os voy a dar mis dos razones:

  1. Me llegó el pedido con el molde de bundt cake que tanto anhelaba y estoy deseando estrenarlo.
  2. Es fundamental preparar bizcocho para el desayuno de vez en cuando en lugar de las consabidas galletas.
Así que, me lié la manta a la cabeza y busqué una receta pintona para estrenar mi molde. Encontré ésta de Martha Stewart pincha aquí, aunque está en inglés y la reciclé a mi modo.

Ella utiliza una crema agria que aquí en España no es tan habitual y, por eso, la he sustituido por nata líquida para montar. También el glaseado está hecho a mi manera...

Si no tenéis molde de bundt cake (estos americanos inventan recipientes nuevos partiendo de los clásicos para hacernos gastar dinero, es así...), no pasa nada. Se puede hornear en un molde circular clásico y chin-pún.


Para 16 raciones:
  • 250 g de mantequilla sin sal (230 g para el bizcocho y el resto para engrasar el molde) blanda
  • 270 g de harina
  • 250 g de azúcar
  • 4 huevos tamaño L (grande)
  • 10 mL de leche
  • 120 mL de nata líquida para montar
  • 75 g de chocolate en polvo
  • 1 cucharadita de bicarbonato
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • 2 pizcas de sal

Para el glaseado de chocolate:
  • 100 g de chocolate para fundir
  • 100 mL de nata para montar
  • 1 cucharada de mantequilla

Se precalienta el horno a 170º C con calor arriba y abajo. Se engrasa el  molde con mantequilla blandita.

Se mezcla en un bol grande o ensaladera la harina con el cacao (yo utilizo el cacao Valor), el bicarbonato y la sal.

En un vaso se juntan la leche y la nata. Se reservan.

En otro recipiente se bate con un batidor eléctrico la mantequilla blanda con el azúcar, hasta que estén bien mezclados y con textura homogénea. Se añade también la vainilla.

Se añaden los huevos, de uno en uno, y esperando a que se haya mezclado bien cada uno antes de incorporar el siguiente:



Se incorpora la mezcla de harina y cacao, en dos veces y alternando con la leche y nata. Se acaba con la segunda echada de harina.




Se termina de mezclar bien todo. Recomendaban no batir mucho. Yo si lo hice, pues me gustan los bizcochos muy esponjosos. Luego me subió mucho, pero recorté todo el copete de bizcocho sobrante y nos lo comimos...

Se vierte la masa en el  molde engrasado:


Se hornea durante 55 minutos, o hasta que al pinchar con una aguja salga limpia.

Se espera a que se enfríe en una rejilla y se desmolda, dando la vuelta al molde con un plato grande.


Se prepara el glaseado derritiendo el chocolate con la mantequilla y la nata (yo lo hice en microondas, con tiempos cortos y a potencia media). Se vierte el glaseado por encima del bizcocho ya enfriado:

Se decora con frambuesas y se sirve. Se disfruta con café con leche para mojar... ummmm


2 comentarios:

  1. No hay mas que verlo, la pinta con este molde tan deseado dio su resultado pero que muy bien.Que pases un buen día.Bsss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias querida Doris, igualmente para ti.
      Besos

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Te puede interesar...