Páginas vistas en total

martes, 8 de diciembre de 2015

Empanada De Chipirones En Su Tinta



Esta delicia combina dos glorias de la cocina patria: la empanada, tan gallega, tan rica, comestible con la manos y tan versátil a la hora de preñarla y los chipirones, tan del norte, tan suaves, tan intensos y tintados.

La probé en un restaurante asturiano en Madrid, Couzapín, y me entusiasmó. Lo siguiente fue recrearla con masa ya comprada y hacer el guisito de los cefalópodos. 

Sólo puedo decir que nos supo a poco y que en casa me la están pidiendo día si y día también...


Para 4-6 personas:

  • 2 láminas de empanada tipo La Cocinera
  • 1 Kg de chipirones
  • 1 cebolla dulce grande o 2 medianas
  • 1 pimiento rojo
  • acete de oliva virgen extra
  • 1 cucharadita de harina
  • 2 bolsitas de tinta de calamar
  • 1 copita de vino blanco
  • 1 huevo

Se limpian a fondo los chipirones, quitando la pluma, el interior y la cabeza con los ojos y se lavan y cortan en trozos las patas, las aletas y el cuerpo en anillas.


Se corta la cebolla en brunoise (dados) y se pocha en aceite de oliva en una sartén o cazuela. Se lava y pica el pimiento rojo y se añade a la cazuela. Se deja a fuego bajo las verduras hasta que estén tiernas.

Se agregan los chipirones  y se saltean. Se incorpora la cucharada de harina y se tuesta en el aceite (es para que se engorde la salsa y no quede muy líquida). Se añade el vino blanco y se sube el fuego, removiendo todo con cuchara de palo para que se evapore el alcohol y se integre bien.

Se vierten las tintas y se añade un poco de agua si es necesario. Se deja a fuego bajo unos 45 minutos, para que no se queden duros los chipirones. Se añade un poco más de agua si es necesario.


Se precalienta el horno a 180ºC con calor arriba y abajo.

Se desenrolla la masa de empanada y se dispone encima el relleno, dejando libres los bordes.


Se cubre con la otra lámina de masa, se sellan los bordes con la ayuda de los dedos y de un tenedor. Se pincha con un tenedor (a mi me gusta hacer un enrejado en diagonal) y se pincela con huevo batido.


Se honea hasta que la superficie esté dorada sin churruscarse. Se disfruta con una copa de vino blanco.


Para chuparse los dedos!!!


2 comentarios:

  1. Una empanada de lo más rica!!! Debe dar un gusto meterle el diente, me encanta.
    Un beso

    ResponderEliminar
  2. Gracias Mari! Es que hay que ver lo ricas que son las empanadas! Un beso

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Te puede interesar...