Páginas vistas en total

miércoles, 5 de diciembre de 2012

Solomillos Con Queso De Cabra



El solomillo de cerdo es una carne muy jugosa, con poca grasa (a pesar de ser cerdo) y muy agradecida, pues se prepara en un momento y te soluciona una comida.

Los amantes del queso también recibirán con agrado esta receta, pues el sabor intenso del queso de cabra casa muy bien con el cerdo. El punto dulce lo aporta la cebolla caramelizada con el vino.


Para seis personas:

  •  2 solomillos de cerdo
  • 1 rulo de queso de cabra
  • medio vaso de vino de Oporto
  • 2 cogollos de lechuga
  • 2 cebollas o cebolletas
  • dos cucharardas de azúcar
  • aceite de oliva virgen
  • sal gorda
  • pimienta negra

Se pelan y se cortan las cebollas en rodajas o aros, y luego por la mitad. Se pone un poco de aceite cubriendo el fondo de una sartén, se sala y se deja que se poche la cebolla lentamente. A los cinco minutos se añade el azúcar y se deja que se vaya caramelizando.

Se cortan los solomillos en rodajas de unos 2 cm de grosor, se salpimentan y se doran en una sartén con un poco de aceite de oliva. Se corta el queso en rodajas y se retira la corteza (si se desea, en casa les encanta la corteza aunque la presentación sea más fea).

Se cubren los solomillos recién hechos con la rodaja de queso para que se vaya derritiendo. Mientras, en la misma sartén de los solomillos, se añade el vino de Oporto y se reduce hasta formar un almíbar espeso. Se añade dicho almíbar a la cebolla caramelizada.

Se sirve colocando los medallones de solomillo y queso sobre hojas de lechuga y se acompaña de la cebolla caramelizada.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Te puede interesar...